sábado, 22 de febrero de 2014

Sueños de Pangea


La mujer invisible se miró en el espejo
para peinar su sombra.
Absurda


5 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Que pena...

Lloro.

De risa.

Darío dijo...

Tiene derecho, la vida la despeina... Abrazo

escuchando palabras dijo...

creo que los absurdos son propios de los seres humanos, feliz comienzo de semana

Nel Morán dijo...

Corta e intensa.

Saludos

Nel Morán dijo...

Corta e intensa.

Saludos