martes, 4 de marzo de 2014

...reptar hambrienta hasta la orilla de tus pies, pecar hasta volar las puertas del infierno, pensar fijamente en la carne abierta por el colmillo untado de veneno enredada en tu pierna trepar por ella como una infección roja y voraz por el tronco de ese árbol volverme labios devorarlo de raíz a copa y verlo sumergido en mis entrañas sentir el corazón hecho piel hasta morir ahora, mi pequeña muerte bajo tu cuerpo derrumbado sobre los restos que quieras dejar de mí...

3 comentarios:

Garriga dijo...

es una explosión
un tema musical que alcanza un clímax alucinante
no puedo creer lo bueno que es esto
me gusta todo

TORO SALVAJE dijo...

Es como si te hubiera visto...

Besos.

Darío dijo...

Mierda, dan ganas de invitarte al sumo pecado...cuerva.